No es una imposibilidad ser mamá, estudiar y trabajar

Por: Angélica Cardona

El hecho de tener a mi hija a los 18 años no fue una imposibilidad para mi vida como el mundo exterior lo cree, por el contrario, considero que gracias a ese fortunio momento he logrado llegar hasta donde me encuentro hoy enriqueciéndome de cultura, experiencias, conocimiento, vida y mucho amor.

Yo, Angélica Cardona, “La Marieta”, soy Manizalita de pura cepa, por cuestiones del des
tino me vine rodando hace dos años y medio para la sábana bananera de nuestra Colombia querida; una región inmarcesible, indescifrable, llena de magia y sobre todo historias por escuchar y contar. La tierra del Urabá Antioqueño, donde el bullerengue se mezcla con el aroma del chontaduro, y se perciben atardeceres que tocan el mar caribe, me ha abierto las puertas de par en par permitiéndome conocer personas y protagonizar experiencias que han contribuido con un grano de arena al mejoramiento de mi calidad de vida y la de mi familia.

12894367_258966137769861_1872510175_o

Desde mi adolescencia decidí estudiar comunicación social y periodismo y no precisamente para aparecer en televisión, sino más bien para lograr darle un enfoque más profundo a mi pasión por la fotografía, la imagen y la edición de contenidos audiovisuales. Por fortuna, en mi presente pertenezco al pregrado antes nombrado de la Universidad de Antioquia y mientras que voy ejerciendo mi rol como estudiante, también lo hago como madre, hija, mujer y content manager las 24 horas de los 7 días de la semana.

Tal vez suena un poco loco y complicado, sin embargo he logrado encontrar la rutina lo suficientemente disciplinada que me permite disfrutar de muchas etapas de mi vida, que antes no creía poder disfrutar si estudiaba, trabajaba y era mamá al mismo tiempo.

Como todo ciclo en la vida, requerimos de un poquito más de esfuerzo como toque adicional. Cada mañana que me levanto, me esmero por hacer mi cronograma de tareas que debo responder con responsabilidad y amor. Claro está, hay días que se hacen más pesados de lo normal y puedo sentir como si mi mundo colapsara, pero la ventaja es que me encuentro en mi propio aprendizaje: mi vida y no en la de nadie más. Así pues, consideré importante fabricar mi propia regla de oro: aceptar mis errores, aprender de ellos, respirar y seguir pa´ lante.

Mi empleo como content manager en BE BIG Social Network, requiere de la creación de contenidos digitales que hacen más amena la comunicación entre el emisor y el receptor. De tal manera, mi trabajo al ser virtual y desde casa, me permite moldear mi tiempo, sacar provecho de mi vida materna, personal y sobre todo laboral.

Gratamente vivo mi presente construyendo mis propios sueños, logrando adquirir un sueldo que me permite tener solventes mis gastos y sobre todo, adquiriendo de la mejor manera mi experiencia profesional que se sumará el día de mañana a mi hoja de vida.

“Vale la pena que todas las mamás del mundo nos empoderemos de nuestros roles, porque cuando trabajamos con el corazón y pasión, podemos lograr cambiar el sentido social de cada una de nuestras vidas”.                                     

-La Marieta

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s